Domingo 19 de Mayo de 2024 | San Luis Potosí, S.L.P.
moda y belleza

Cómo usar vestidos de piel en tus 20s, 30s, 40s, 50s, 60 y más

glamour.mx | 14/12/2023 | 12:10

¿Cómo usar vestidos de piel? Bueno, dentro del universo de la moda existen piezas que son misteriosas y sensuales, con un espíritu rebelde, hechas para aquellas ocasiones donde queremos emanar un aura completamente distinta; una de ellas es esta prenda.
 
Este vestido, que es considerado un fetiche para las amantes de la moda, ha sido reinterpretado por los diseñadores y ahora lo encontramos en distintas versiones que se adaptan perfectamente a tu armario sin importar la edad, algunas veces sexy, otras sofisticadas, pero siempre con la certeza de ser poderoso. ¡Te decimos cómo llevarlo según tu edad!
 
¿Cómo usar vestidos de piel a cualquier edad?
 
20s
Los 20 es una década que nos permite experimentar, correr riesgos y jugar con las tendencias para definir nuestro estilo, por lo tanto, la versión ideal para las veinteañeras es el vestido de piel de la tendencia bikercore.
 
Es muy sensual y trendy, casi nos permite escuchar las notas de alguna canción de rock, así que no dudes en adquirirlo si lo encuentras, te hará lucir increíble. Puedes llevarlo con unas botas espectaculares o unos pumps de infarto.
 
 
30s
Con la llegada de los 30, el estilo es mucho más definido y esto nos ayuda a identificar mejor las piezas que nos favorecen, además de tener un fondo de armario que permite incorporar prendas más llamativas.
 
Para los 30, la mejor versión de este vestido es aquella rebelde y elegante, esa silueta que nos regaló Sarah Burton para Alexander McQueen, ceñida al cuerpo, pero con un escote discreto y un largo perfecto. Unos stilettos o botines en punta, son perfectos para hacer match.
 
 
40s
Durante los 40 la apuesta va hacia las prendas statement, aquellas cuyo diseño sea el protagonista y, por lo tanto, un vestido de piel con mucha más propuesta es la versión indicada para este rango de edad.
Podemos buscar mangas oversize o faldas con un largo asimétrico que nos permita llevarlo de una manera muy contemporánea, elegante y que reafirme nuestro sentido de la moda. Para darle un twist, es necesario incorporar unos zapatos que estén en tendencia, pueden ser kitten heels o unos mary jane shoes.
 
 
50s
A los 50 se establece un nivel de diálogo con la moda mucho más profundo, las tendencias son opciones que están a nuestra disposición y decidimos si tomarlas o no. Muchas veces, la mejor elección son las siluetas clásicas en texturas inesperadas tal como la piel
 
Un vestido de piel no tiene que ser necesariamente negro para darnos esa energía, puedes optar por tonos como el burdeos que se asocian al lujo silencioso y buscar cortes que asemejen un trench coat o un blazer dress. El toque trendy se lo darás con los zapatos, apostando por unos zapatos estilo Oxford.
 
 
60s y más
Sin duda alguna, a los 60 un guardarropa es un mar de historias llenas de estilo y siempre está abierto para incorporar nuevas piezas.
El vestido de piel en su versión más sofisticada es ideal para esta edad, ahora en un corte camisero, perfecto para llevarlo solo o usarlo sobre unos jeans con un jersey. Se reinterpreta para formar parte del clóset de las expertas en moda, las que pueden llevar cualquier prenda sin errar.
 
 
Resulta increíble pensar como una prenda adquiere distintos rostros para adaptarse a las necesidades y estilo de cada edad, pero ofreciendo siempre las mismas posibilidades.