Viernes 8 de Diciembre de 2023 | San Luis Potosí, S.L.P.
nacionales

Reclaman mayas a INAH recursos de Chichén Itzá

Reforma | 14/09/2023 | 23:09

Las comunidades mayas de los ejidos de Pisté y Xcalakoop presentaron demandas de amparo contra el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) por actos de discriminación y omisiones por no permitirles participar en los beneficios económicos que genera la zona arqueológica de Chichén Itzá.
 
 Representantes de las dos comunidades señalaron que sus ejidos han sido excluidos de los recursos generados por la zona arqueológica, la cual recaudó más de 889 millones de pesos el año pasado tan sólo en entradas.
 
 "El INAH nos ha excluido sistemáticamente a estas dos comunidades de participar en las actividades económicas que se llevan a cabo en Chichén Itzá, sin considerar que nuestras comunidades son quienes sufren día con día las afectaciones directas del turismo, lo que significa una violación a nuestro derecho al aprovechamiento económico de la zona arqueológica, y en los hechos se traduce en un acto de discriminación", señaló Jeremías Cimé Ciau, presidente del comisariado ejidal de Xcalakoop.
 
 Las declaraciones de las comunidades mayas fueron dadas a conocer en un comunicado por la organización Proyecto de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (ProDESC), que los está asesorando jurídicamente.
 
 Juan Antonio López, coordinador del área de justicia transnacional en ProDESC, indicó que esta la primera vez que se presenta una demanda de amparo de esta índole contra el INAH.
 
 "Es resultado del enorme crecimiento y el auge que están teniendo las zonas arqueológicas por la entrada en funciones del Tren Maya, en donde las comunidades y pueblos no ven beneficios directos, y en cambio obtienen exclusión, represión e invisibilización por parte de las autoridades", dijo.
 
 Armando Dzul Mex, comisariado del ejido Pisté, aseguró que sus comunidades históricamente han convivido, poseído, usado y disfrutado de forma permanente su territorio, bienes naturales y su patrimonio cultural, sin embargo, los cambios registrados los ha obligado a adaptar su forma de vida e identidad.
 
 "Derivado de dicho contexto, nuestra forma de vida y subsistencia se vio impactada a que el principal ingreso de nuestra comunidad dependiera en gran medida del turismo y los bienes y servicios que se prestan para dicho fin, ya que la zona arqueológica, ha generado una atracción visitada por miles de turistas extranjeros y nacionales, según los datos oficiales, la zona arqueológica de Chichén Itzá recibió 2 millones 630 mil 496 visitantes durante 2022", indicó.