Lunes 9 de Diciembre de 2019 | San Luis Potosí, S.L.P.
C O M P A R T I R

Golpe de estado o golpeteo del estado

Filiberto Juárez Córdoba | 04/11/2019 | 13:07

A Diestra y Siniestra

HACE ALGUNOS AÑOS, el gobierno de Veracruz declaró las tradiciones del Día de Muertos que se celebran en Tempoal, como patrimonio cultural de su estado. Eran los tiempos de Fidel Herrera Beltrán y mucho impulso y apoyo oficial dio a la tradición. Él estaba cada año en la presentación de las comparsas de los viejos o enmascarados, como allá les llaman. La fiesta del Xantolo o de Todos los Santos, tiene relevancia en la mayoría de los municipios huastecos, con variantes en cada lugar pero con la misma esencia. Estén en Veracruz, Tamaulipas, San Luis Potosí, Hidalgo, Querétaro o Puebla, cada municipio huasteco tiene su expresión del Xantolo, porque fueron los mismos evangelizadores los que los adoctrinaron y les inculcaron la devoción del Sanctórum, voz latina que significa de los santos, o de todos los santos, los indígenas lo pronunciaron Xantolo. Veracruz y San Luis Potosí, son los estados en los que más arraigo e importancia tiene, pero la atención gubernamental potosina no era relevante. En este año, Juan Manuel Carreras, decidió darle la promoción debida y la atención que una expresión de este tipo merece. El Xantolo, más que una tradición es un patrimonio cultural consolidado, con ingredientes religiosos, turísticos, gastronómicos, artesanales, artísticos y otros no menos importantes. El gobernador estuvo en la huasteca y se involucró en las acciones para que todo tuviera buenos resultados. Bien por don Juan Manuel, un gobernante no puede permanecer ajeno o indiferente a las actividades que representan la esencia y la identidad de sus gobernados.
 
EL LUNES CUMPLIÓ AÑOS Oscar Vera Fabregat. Muchos lo andaban buscando para felicitarlo y, seguramente, para acompañarlo en la fiesta que cada año hace, a lo grande, en su rancho. Alguien preguntó: ¿cuántos años cumple? Quien sabe, le contestaron. Pues como diputado parece que ya cumplió la mayoría de edad, agregó un díscolo exagerado. Bueno, sean los años que sean, seguramente se la pasó muy bien. 
 
SE ARMÓ EL ALBOROTO después que el presidente, Andrés Manuel López Obrador, dijo que contaba con el respaldo de una “mayoría libre y consciente”, que no permitiría un golpe de Estado. Se refería al golpe de estado que sufrió Francisco I. Madero, pero algunos dicen que conlleva un mensaje a los que considera sus adversarios. Pero hay quienes tienen otros datos y dicen que en México los golpes de estado, las tomas violentas del poder, quedaron en el pasado y es la democracia el camino irrenunciable para llegar a encabezar el gobierno. No hay golpes de estado, lo que más bien hay en el actual sexenio, dicen, es un golpeteo del estado, bueno del gobierno federal porque el estado es algo más amplio, contra los que considera sus adversarios. Sobre todo en las conferencias de prensa mañaneras, en las que don Andrés Manuel López Obrador, les suena parejo a todos, incluidos a los que dice que muerden la mano que les quitó el bozal. Bueno, hay que reconocer que conforme dice una cosa dice otra y que luego se disculpó, no sabemos si con los que muerden por instinto, con los perros pues, o con los reporteros, pero el caso es que se disculpó.
 
LEJANO EN POSIBILIDADES debe estar un golpe de estado, en eso los mexicanos debemos ser muy firmes y exigentes. Por muy duro, malo, corrupto, o lo que sea un gobierno, federal o estatal, no debe durar más que 6 años, cumpliendo estrictamente el periodo para el que fue electo por los ciudadanos. En una plática cafeteril nos dijeron que las elecciones en nuestro país son como los segundos, o terceros, matrimonios, siempre triunfa la esperanza sobre la experiencia. Luego la experiencia deja siempre aniquilada a la esperanza, pero el ciclo se repite, que sigan así las cosas y los golpes de estado seguirán extintos. 
 
PARA QUE NO CREAN que es exageración  lo del golpeteo del estado, del gobierno federal insistimos, ya López Obrador le echó más leña a la hoguera, al anunciar que un análisis de la secretaría de Seguridad Pública, concluyó que las “cuentas madre” que originaron ataques contra periodistas, corresponden a Luis Felipe Calderón Zavala, hijo del expresidente Felipe Calderón, al líder de los senadores panistas Juan Carlos Romero Hicks y al exsecretario de Educación Pública, Aurelio Nuño. Tenso se puso el ambiente y ya hay una guerra de declaraciones innecesaria y que en nada abona a la paz política que se requiere. Un dato curioso de este asunto es que los señalamientos se hacen con datos de la Secretaría de Seguridad Pública y luego el presidente afirma que es una versión que si resultara cierta, sería muy grave.  “¿En manos de qué inmorales estábamos?”, manifestó recordando que Aurelio Nuño fue colaborador muy cercano de Enrique Peña Nieto. NOSOTROS DECIMOS:
Los presidenciales modos, 
Ya muy claro han resaltado
En vez de golpes de estado
¡Hay de todos contra todos! 
adiestraysiniestra_3@hotmail.com
adiestraysiniestra@yahoo.com.mx
© 2019 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo. Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.