C O M P A R T I R

La Ecuación Corrupta no se olvida

Lupillo González | 19/06/2019 | 02:43

Libertad de Opinión

 
 
Pronto se fueron dos años y de aquel tremendo escándalo de corrupción conocido como “la ecuación corrupta” donde el ex diputado local panista Enrique “N” detallaba en un video cómo se extorsionaba a los alcaldes con un moche del diez por ciento de las observaciones que tuvieran, para que mediante una operación de blanqueo por medio de la Auditoria Superior, todo el lodazal quedaba eliminado dejando las cuentas públicas rechinando de limpias, ya poco queda.
 
De los diputados señalados: Óscar Bautista, Manuel Barrera y José Guadalupe Torres, estos no fueron tocados ni con el pétalo de una rosa. El ex Auditor Superior sí cayó junto con su camarilla, incluso enfrenta un proceso penal por el presunto fraude ligado con una fiesta navideña fantasma.
 
El único proceso legal producto de la ecuación corrupta fue el ligado a la acusación de cohecho del alcalde de Ébano en contra del exdiputado Enrique “N” del cual en fecha próxima saldrá bien librado y así la Fiscalía intentará enterrar otro caso vergonzoso para San Luis Potosí.
 
Pero si la ciudadanía y los medios de comunicación mantienen la memoria fresca y se sigue presionando para que no exista carpetazo, las cosas podrán tomar un rumbo diferente. ¿Pero sabe usted amable lector por qué no se llegó a fondo en la investigación de este asqueroso caso?  Simple, están muchos políticos involucrados y de hacerse un trabajo serio, responsable y profesional, se revelaría toda la putrefacción que existe detrás de los procesos de auditoria que por años han dejado muchos bolsillos llenos a reventar.
 
La Fiscalía General del Estado una vez más queda totalmente exhibida a nivel nacional como incapaz, irresponsable y coludida con la clase política más corrupta que tanto daño ha hecho y que hoy disfrutan de total impunidad. No se quiso llegar a fondo del fango porque saldrían muchos embarrados.
© 2019 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo. Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.