C O M P A R T I R

11:32 Las ciencias exactas también son para mujeres

EL UNIVERSAL | 09/03/2011 |

Para la maestra en ciencias Gabriela Del Valle Díaz Muñoz la investigación es una pasión que logró conjugar con su vida personal.

Perteneciente a la generación de los 60s convencida del discurso feminista, la académica aseguró que el elegir a un compañero que comprendiera la importancia de su desarrollo intelectual así como pertenecer a una universidad pública, Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), le permitieron alcanzar los logros que tiene.

"Afortunadamente soy de la generación de los setenta, mi esposo, mi compañero, él junto conmigo se dedicó a la crianza de los hijos para que yo pudiera seguir estudiando y trabajando, él también llevaba a los niños a la escuela, les daba de comer, les ayudaba a hacer la tarea. Nos dividíamos este trabajo, sin que los hombres nos estén ayudando, sin que reconozcan nuestro papel no podemos hacer muchas cosas, yo conté con ese privilegio de tener un buen compañero a mi lado.

"Era ponernos de acuerdo yo daba clase a las 7 am, él les daba de desayunar y llevaba a los niños al colegio. Yo regresaba en la tarde, algunos días, a recogerlos de la escuela y hacer la tarea y el regresaba en la noche los bañaba y acostaba. Entre los dos hacíamos las cosas de la casa como el super, los pagos...estábamos de acuerdo sino no podíamos hacerlo, para que yo pudiera estar en mi tiempo completo más atender a mis hijos, él igual...con estas dobles jornadas el manejo del estrés aumenta, pero teníamos que turnarnos y ponernos de acuerdo, yo no hubiera podido concluir ni estar en dónde ahora estoy", dijo la investigadora del Departamento de Ciencias Básicas e Ingeniería de la Universidad Autónoma Metropolitana, Unidad Azcapotzalco.

Papá quiero ser ingeniera

Experta en la participación de las mujeres en las ciencias en México Gabriela del Valle Díaz dijo que si bien a nivel de posgrado quienes estudian en su mayoría son mujeres, en las áreas de ciencias exactas como ingenierías, física o matemáticas en su mayoría son hombres.

"Por fortuna en los posgrados las mujeres en las ciencias son mayor que el número de hombres, eso es una gran fortuna, sin embargo hay un desnivel porque muchas mujeres no acceden a ingenierías, ciencias exactas: física, matemáticas, química, desgraciadamente.

"Entonces respecto a los hombres es menor la participación de las mujeres en estas áreas, pareciera que son estructuras patriarcales que este tipo de carreras sólo son para hombres, es importante que se analice que tenemos que hacer promoción con políticas públicas en dónde se hable que las mujeres debemos participar en ciencia y tecnología. En ciencias básicas...biológicas y de la salud hay mucha participación de mujeres.

Ante la pregunta de si la academia relegaba a las mujeres o cuáles eran a su parecer las causas de este fenómeno la investigadora comentó:
"Se debe a la educación, al tipo de estructuras familiares, porque imagínese una hija que le dice quiero ser ingeniera civil, piensan vas a tener que trabajar con hombres, con albañiles no te van a hacer caso...hay prejuicios que es de una cuestión educativa, no es por falta de capacidad, el problema es que no hay una tradición ni educación donde se espere o impulse a más mujeres entrar en estas disciplinas es muy poca la población", dijo.

Para poner un ejemplo, la investigadora de la UAM Azcapotzalco dijo que en ese plantel no ha habido un aumento sustancial en estas disciplinas desde 1974 hasta 2009 se fluctúa entre 23% y 27% de mujeres que aspiran a este tipo de carreras.

La científica mexicana representó al país en la 55 reunión de la Comisión del Estatus de la Mujer de la Organización de las Naciones Unidas en el que conoció experiencias de otros países y comparó escenarios de mejoras posibles.

"Tu vez cosas muy terribles en África como en Zambia donde las madres sacan a las niñas a los 12 años de la escuela porque los profesores las violan y embarazan, pero tienes el otro contraste, en Finlandia 50% de puestos directivos lo tienen las mujeres porque está establecido por ley. Entonces, lo que se tiene que cambiar es generar políticas públicas, becas con perspectiva de género, En todos los países el desarrollo se mide con su ciencia y tecnología para el desarrollo", dijo.

Apoyo a mujeres, apoyo al desarrollo

La investigadora que recibió el Premio a la Docencia División de Ciencias Básicas e Ingeniería, UAM-Azcapotzalco en 2008 las mujeres deben ocupar puestos de dirección siempre con perspectiva de género para lograr un desarrollo más equitativo.

"A nivel del país no estamos en puestos de dirección, teniendo la capacidad y la habilitación, es difícil que las mujeres estemos en jefaturas, directoras de división, rectoras, es un caso especial la UAM".

"En muchas empresas prefieren contratar a hombres que a mujeres, porque una mujer querrá embarazarse piensan, teniendo el mayor número de mujeres en posgrado no son contratadas porque implica un riesgo o bien se sienten acorraladas por los alumnos y los maestros y desertan o la familia misma no las apoya en sus estudios", señaló.

Para la científica la ciencia nunca estuvo a debate, tampoco su vida personal, pero reconoció que existen muchas desigualdades y trabas para muchas investigadoras.

"Muchas de las investigadoras tienen doble jornada, ellas son el único proveedor en casa y esto es un problema serio, ahí es donde las políticas públicas deben entrar. En Rusia las mujeres que trabajan en las universidades les dan tres años de cuidado materno, los siguientes tres años lo hace el padre, en el inter como te dedicaste al bebé y te desenganchaste de tu trabajo, les dan cursos para que se pongan al corriente y regresen a trabajar. Esto sería imposible verlo aquí.

"Necesitamos programas de políticas públicas, becas para impulsar a mujeres que estudien...muchas vienen aquí con grandes problemas económicos y sin apoyo de la familia, habría que darles más apoyos"

"En un país cuyo desarrollo debe impulsarse, 57% de la población somos mujeres en este país y de éste hay un porcentaje muy alto de estudiantes de secundaria y bachillerato, es de gran importancia difundir la ciencia entre ellas, porque necesitamos hacer ciencia y tecnología. En un país cuyo desarrollo debe de impulsarse se necesita buscar que más mujeres participen en estas áreas", dijo.
Además destacó que la educación pública y laica tendría que resguardarse pues consideró que es fundamental contar con una educación humanística, filosófica e histórica.

Granito de arena

La investigadora cuyas líneas son el fundamento de mecánica clásica y sistemas no lineales dijo que además de esperar respaldo del Estado y las instituciones, se deben generar espacios de difusión del trabajo de las mujeres.

"Como muchas otras mujeres, hemos tenido que abrir camino, promover participaciones, hacer visible el trabajo de las mujeres por ejemplo en la UAM se hace a través de Congresos de avances de las mujeres en las ciencias, las humanidades y todas las disciplinas, este tipo de cosas no se hacían, había que hacer visible el trabajo de las mujeres. En esta organización participan también hombres, autoridades", dijo.




© 2019 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo. Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.