Internacionales
Los Warriors negaron clausula de 'no traspaso' a Curry
La renovación del jugador no fue del todo sencilla
Marca 03 Noviembre 2017

El matrimonio entre Stephen Curry y los Golden State Warriors parecía ser perfecto sin ningún tipo de fisura después de que el base renovase este verano con la franquicia de la Bahía de San Francisco a cambio de 200 millones de dólares (unos 175 millones de euros) por cinco temporadas, que en aquel momento se convirtió en el mejor contrato de la historia.
 
Sin embargo, según desveló Marcus Thompson en The Athletic, la negociación no fue todo lo fluida como se intuyó, con algún que otro fleco que no terminó de cerrarse acorde a las pretensiones del jugador.
 
Curry quería una clásula de 'no traspaso', como la que tenía Carmelo Anthony en los New York Knicks, para poder boicotear cualquier tipo de operación que le involucrase y que no considerara conveniente, pero los Warriors no aceptaron.
 
La otra pretensión denegada por parte de los californianos fue que el base quería una opción de jugador para la quinta y la última temporada de su contrato, para que en caso de que no le satisficiera el proyecto o su salario, poder salirse de él.