La noticia antes que nadie

Causas y Efectos

Cambiemos el paradigma del servicio publico

Jorge Armendáriz Gallardo | 06/12/2018 | 00:57
EL SÁBADO PASADO MÁS DE 12 millones de mexicanos escuchábamos atentos el discurso de nuestro flamante Presidente de la República y a la vez hacíamos un sinfín de reflexiones, que envueltas en emociones por la llegada de un nuevo liderazgo a la Presidencia, como sucede cada 6 años, también nos hizo recordar, esta vez con fuerza, que todas las cosas siempre pueden cambiar.
 
PARTE DE ESTE DISCURSO INICIÓ agradeciendo al ahora ex presidente Peña el no haber intervenido en las elecciones del pasado mes de julio, entendiendo con esto que otros (a excepción de Zedillo y Calderón) también lo habían hecho, en favor de su partidos e intereses, incluso en favor de su impunidad.
 
QUE FUERTES SE ESCUCHARON estas líneas para los que sabemos el gran daño que esta acción, causa a decenas de instituciones que se han creado recientemente, que se construyeron de grandes esfuerzos de personas de bien, que daño le han hecho a la justicia y a la historia misma los “malditos” que tuercen las leyes, las decisiones y la voluntad de las mayorías en pos de encubrir los abusos y raterías de sus incondicionales.
 
NO PERTENEZCO A NINGÚN partido, como los millones que votamos el pasado mes de julio, ni mucho menos soy fanático de ninguna postura política, pero esta reflexión que nos recuerda cuántas decisiones se pudieron y se pueden seguir manipulando, nos merece el mayor repudio a todos los mexicanos.
 
EL PODER DA LA RESPONSABILIDAD de un cargo, pero también el libre albedrío de ejercer un centenar de abusos que se esconden detrás de “terceros” que se vuelven aliados incondicionales.
 
UNOS LLEGABAN CON EL FAVOR DE otros, que eran protegidos siempre (y hasta les otorgaban pensiones millonarias) como un gran círculo viciosos.
 
Cuantas memorias se convierten en textos de biografías de “grande personajes” que descubren “a toro pasado” las mentiras, traiciones y todos los excesos con que se actuó a espaldas de los ciudadanos, cuántas fortunas se han hecho de esta manera y se quedaron sepultadas sus denuncias, en los silencios de la enfermiza de complicidad.
 
Escuchamos esta vez un discurso muy parecido a los actos de campaña, donde se buscaba con retoricas de eco convencer a los votantes, pero también escuchamos en este discurso de apertura de sexenio, muchas líneas que nos hacen ver que podemos también estar presenciando, el inicio de una nueva forma de ejercer el gobierno lejos de esa parafernalia millonaria, que los ciudadanos pagamos y aprendimos a aplaudir aún sin merecimiento, hasta que los tiranos no pudieron sostenerse.
 
CADA VEZ SE ALARGÓ MÁS ESTA cadena de tiranía, cuando llegaron más perfiles carentes en lo mínimo de capacidades, pero sostenidos al máximo de la complicidad del poder autoritario y absoluto, como el ahora ex mandatario que logro al salir solo un 18% de aprobación ciudadana.
 
LOS MEXICANOS NOS CANSAMOS de ver este grotesco desfile, con tintes de carnaval para dirigir nuestra mirada al cambio, este cambio que promete mucho y mucho le exigirán, exijamos que sea para el bien de las mayorías.
 
ESPERAMOS QUE ESTO QUE sucede en México sea también el cambio del paradigma del ejercicio del poder en nuestra patria, que no solo se reduzca el sueldo el presidente y esto sea una cascada de congruencia, sino que también se convierta en una manera de acercar al servicio público y a la representación pública misma, a verdaderos perfiles que actúen por el bien de todos, dejar de ser este espacio una “fábrica de ricos”, como lo ha sido en las últimas décadas.
 
NO SÉ SI EL TREN MAYA SE iniciará o terminará en este sexenio, no sé si las múltiples dependencias federales se mudarán a interior de la República, mucho menos sé si tendremos pronto o no, nuevo Aeropuerto en la Ciudad de México, pero lo que sí sé es que en estos 6 años se puede dar un vuelco total a la forma en que vemos el Servicio y la representación Pública, para dejar atrás la costosa e inútil clase política costosa y sin vocación, para transformarla por una nueva forma de servir y crecer como personas y como país.
 
NUNCA MÁS EL SERVICIO PÚBLICO sea una fábrica de millonarios, en un país pobre.
 
CAMBIEMOS EL PARADIGMA, exijamos que los que gobiernan lo hagan de manera humilde, justa y responsable, y no con la prepotencia, autoritarismo y soberbia que hoy lo hacen, que sea de manera trasparente a los ojos del pueblo y rindiendo resultados o dejando su cargo, ambas como una muestra de honestidad.
 
CAMBIEMOS LOS PARADIGMAS!
 
CAMBIEMOS LA HISTORIA!
 
Este cambio es también una gran oportunidad de ser mejores!
 
Correo: Jorgeearmendariz@gmail.com
 
Twitter: @Potosinos_slp

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2018 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.