La noticia antes que nadie

Pandillas se adueñan de la ciudad

Kiosko

Miguel Ángel Guerrero | 20/10/2018 | 10:50

 

Ahora que se han recrudecido los conflictos provocados por las bandas pandilleriles que pululan por todos los rumbos de la ciudad, de tal suerte que los agentes policiacos de plano se niegan a entrar en algunas colonias por el peligro para su integridad física que implican los pandilleros que los encaran y con armas hechizas los repelen, como sucedió hace dos semanas cuando un grupo de policías que intentaron atender una llamada de auxilio en la colonia Los arbolitos fueron recibidos a balazos y pedradas obligándolos a retirarse por el riesgo que corrían en el sitio.

Conforme a los datos divulgados por la secretaría de seguridad pública recientemente se tienen registradas en la ciudad aproximadamente 380 pandillas que hacen y deshacen a su antojo en las zonas que dominan como cotos de caza para asaltar, golpear, robar domicilios y en algunos casos cobrar derecho de piso a los negocios que existen.

Según los reportes los grupos de pandillas defienden su territorio tan violentamente que los patrulleros sin recato alguno desoyen las órdenes de que acudan a colonias que se consideran peligrosas aunque un ciudadano haya pedido el auxilio policiaco ante los ataques de los pandilleros que con toda impunidad agreden o roban a la gente sin importarles que se lleven por delante inocentes como ocurrió hace unas semanas cuando una bala perdida disparada por un cachimba portada por un pandillero dio muerte a un menor de 6 años  edad en una riña entre pandillas en la colonia General I Martínez.

Es por ello que nadie en su sano juicio se atreve a incursionar a pie o en vehículo a esa colonia u otras de similar peligro como las piedras, Morales, los reyitos y 21 de marzo y demás calificadas como de alto riesgo en las que se puede perder la vida o las pertenencias que cargue el osado pues incluso algunas antes consideradas como exentas del problema de pandillas como la Himno nacional y Balcones del Valle ya se incluyen entre las que cuentan con varias pandillas peligrosas.

La presencia de estos grupos pandilleriles en la ciudad integrados por violentos miembros que un gobernador se atrevió a calificar simplemente como jóvenes desorientados lleva a recordar – y a extrañar, al único operativo policiaco que combatió frontalmente el pandillerismo en la zona metropolitana como fue el famoso “convoy de sobrevigilancia” aplicado durante el gobierno del profesor Carlos Jonguitud Barrios con el recordado Waldemar Rodríguez Inurrigarro al frente el que consistía en recorrer la mancha urbana y penetrar las colonias peligrosas con varias patrullas y numerosos agentes donde todos aquellos jóvenes en actitud pandilleril eran detenidos y trasladados a los separos de seguridad pública donde permanecían hasta el día siguiente y podían salir previo pago de una multa.

Con esta medida el pandillerismo disminuyó notablemente en la época pues los jóvenes ya sabían a lo que se exponían si salían por las noches en plan de pandilleros, además de que los padres de familia se los impedían en virtud de que ellos tenían que apoquinar con el pago de la multa, sin embargo, este convoy empezó a ser repudiado cuando en la detención de pandilleros algunos que no lo eran fueron tratados como tales lo que llevó a su cancelación, aunque en los tiempos actuales y dado la gravedad del problema de las pandillas que generan delitos y violencia en la ciudad hace necesaria una acción enérgica como la del convoy del jonguitudismo, todo está en no hacer caso a las buenas conciencias de doble moral.

 

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2018 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.