La noticia antes que nadie

10 alimentos que fortalecen tu pelo

Tener un cabello sano y resistente ¡es más fácil de lo que crees! Sólo debes agregar un par de alimentos a tu dieta.

Agencia | 17/09/2018 | 11:27
1. Lácteos
La leche, el yogurt y el queso son ricos en calcio. Por eso, evitarán que tengas una melena quebradiza.
 
2. Frutos secos
Las nueces, almendras y semillas, ayudan a prevenir la calvicie, pues contienen grandes cantidades de vitamina B y zinc. ¡Conviértelas en tu mejor aliado para un pelo sano y fuerte!
 
3. Carne
El pollo y el pavo son bajos en grasa y buenas fuentes de proteína para tu cabello.
 
4. Verduras
En especial las espinacas. Las verduras son elementos clave en la oxigenación de tu cuero cabelludo. Ayudan a mejorar la circulación y a evitar su caída.
 
5. Salmón
Es esencial para darle elasticidad y firmeza a tu cabello. Contiene omega 3 y vitamina B, por lo que también le dará un brillo increíble.
 
6. Cítricos
Las frutas ricas en vitamina C, como la naranja, el limón y la toronja, estimulan la producción de colágeno. Inclúyelas en tu dieta para un pelo más fuerte.
 
¿Su ventaja? Hacen que el cabello crezca más rápido y resistente.
 
7. Cereales
Si acostumbras teñir tu cabellera o decolorarla muy seguido, los cereales como el germen de trigo son una gran solución para ti.
 
Al estar compuestos de fibra, ayudan a las cutículas capilares y a restaurar de la raíz a la punta.
 
8. Huevos
La clara de este alimento aporta una gran cantidad de hierro y proteínas que fortalecerán tu cabello.
 
9. Aguacate
No es casualidad que existan tantos tratamientos capilares hechos con este ingrediente.
 
Su alto contenido de vitaminas y minerales suavizan tu cabello y, por supuesto, lo hacen más fuerte.
 
10. Legumbres
Son muy recomendables si sientes que tu cabello es débil y se cae con facilidad. Las lentejas, frijoles y habas son las que brindan mejores resultados.

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2019 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.