La noticia antes que nadie

Un niño sonámbulo muere congelado tras pasar la noche a -20ºC

Notimex | 28/02/2018 | 22:49
Un niño ruso de cuatro años, llamado Bogdan, ha fallecido trágicamente en la región de Krasnoyarsk tras dirigirse sonámbulo a casa de sus vecinos en mitad de la noche. Con temperaturas que alcanzaban los -20ºC, el pequeño acabó muriendo de frío.
 
El pequeño solo vestía un pijama delgado. Había ido sonámbulo, y de madrugada, hacia la casa de un vecino. Su madre se despertó a las 6 de la mañana y no pudo encontrar a su hijo en casa. Descubrió que había abierto la puerta y salido al frío intenso sin nada en los pies y sin ningún gorro que le protegiese de las bajísimas temperaturas de la zona, que llegaban a los -20ºC.
 
El Daily Mail publica que Bogdan había salido antes de casa en ese estado, pero las temperaturas en la región de Krasnoyarsk en el verano son más cálidas. Su madre María, de 27 años, empezó a seguir sus pequeñas huellas en la nieve cuando se despertó a las 6 de la mañana. Su dolor fue terrible cuando descubrió el cuerpo de su hijo congelado.
 
Las autoridades rusas han iniciado una investigación sobre su triste muerte. El niño vivía en la aldea de Yaga en el distrito Uzhursky de la región de Krasnoyarsk.
UCSLP - INTERNACIONALES

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2018 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.