La noticia antes que nadie

Niños y ancianos son los más vulnerables a padecer bronquitis aguda

Hasta un 90 por ciento de los pacientes, dijo, cursan con un cuadro de virus tipo A, B, sincitial respiratorio o rinovirus en el caso de los infantes, y el resto puede ser de origen bacteriano.

Notimex | 07/02/2018 | 08:31

La inflamación aguda de la mucosa bronquial que abarca la tráquea, los bronquios y los bronquiolos, caracteriza a la bronquitis aguda, la cual afecta primordialmente a niños menores de 5 años y adultos con antecedentes de afecciones respiratorias.

El subdirector Médico del Hospital de Especialidades del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, médico internista Rubén Santoyo Ayala, insistió en que es el sector más afectado por las enfermedades respiratorias.

“Los pacientes más susceptibles son aquellos con asma, EPOC, fibrosis pulmonar, que son inmunocomprometidos (VIH–Sida) y también a los pacientes en quimioterapia, insuficiencia cardiaca entre otras”, destacó.

Hasta un 90 por ciento de los pacientes, dijo, cursan con un cuadro de virus tipo A, B, sincitial respiratorio o rinovirus en el caso de los infantes, y el resto puede ser de origen bacteriano.

“Por lo general los pacientes inician con algún cuadro gripal, tos seca y posterior con flema que se va incrementando y puede ser más por las noches madrugadas y esta puede durar de dos a tres semanas, en algunos puede haber disnea (falta de aire), en ocasiones hay una disminución de la voz y fiebre”, refirió.

Resaltó la importancia de no automedicarse y acudir de inmediato a revisión médica para evitar complicaciones en su estado de salud, principalmente si la falta de aire se incrementa y es progresiva, si aumenta la frecuencia cardiaca, si presenta una temperatura corporal mayor a 38 grados centígrados y si hay sibilancias en el pecho.

En cuanto al diagnóstico, refirió, se realiza de forma clínica y evaluando el historial médico del paciente.

Santoyo Ayala señaló que el tratamiento debe ser otorgado por el médico familiar, toda vez que hasta en un 80 por ciento de los casos no requieren el suministro de antibióticos.

Generalmente les es prescrito un broncodilatador, reposo, ingesta abundante de líquidos, evitar exponerse al humo de tabaco o leña, abrigarse adecuadamente, no fumar, alimentarse sanamente y aplicarse la vacuna contra la influenza que oferta el IMSS y el sector salud.

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2018 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.