La noticia antes que nadie

Norcorea afirma que continuará con programa nuclear en 2018

La tensión con EUA se ha incrementado en los últimos meses por las pruebas nucleares y de misiles balísticos realizadas por el régimen que lidera Kim Jong-un.

Notimex | 30/12/2017 | 08:43
Corea del Norte anunció que continuará mejorando sus capacidades nucleares en el futuro y declaró que es una potencia nuclear "invencible" y "responsable", según reportó la agencia de noticias estatal norcoreana KCNA.
 
Corea del Norte seguirá comprometida con el desarrollo nuclear del país en 2018, según un informe publicado el sábado por la agencia de noticias estatal KCNA.
 
La RPDC "como potencia invencible no puede ser socavada ni eliminada. No se espera ningún cambio en su política", señaló el informe refiriéndose al nombre oficial de Corea del Norte, la República Popular Democrática de Corea.
 
Corea del Norte, como Estado responsable de las armas nucleares, se conducirá de acuerdo a la tendencia de la historia como única vía de la independencia y la justicia, superando "todas las tempestades en este planeta", agregó.
 
El informe, titulado "Ninguna fuerza puede prevalecer sobre la independencia y la justicia", proporcionó una cronología de los supuestos logros del país en armas nucleares en 2017, principalmente enfocados en un posible compromiso con Estados Unidos.
 
Corea del Norte "continuará reforzando las capacidades para la autodefensa y el ataque preventivo con la fuerza nuclear como pivote mientras Estados Unidos y sus fuerzas vasallas persistan en una amenaza nuclear", puntualizó, de acuerdo con un reporte de la agencia de noticias Yonhap.
 
El régimen de Pyongyang se jactó de su nueva capacidad para golpear "el corazón de Estados Unidos" y su nuevo "estatus" como una "potencia nuclear de clase mundial", capaz de lidiar con la declaración de guerra más feroz de Estados Unidos con fuego de forma segura y definitiva.
 
A lo largo de 2017, Corea del Norte ha llevado a cabo una serie de pruebas de misiles balísticos, a pesar de las constantes críticas de Occidente y las sanciones comerciales en su contra impuestas por Naciones Unidas.
 
El momento más provocativo llegó el 29 de noviembre, cuando Corea del Norte aseguró que probó con éxito un nuevo tipo de misil balístico intercontinental, coronado por una "ojiva pesada súper grande", que era capaz de atacar el territorio continental estadunidense.
 
Este misil voló más alto y más lejos que cualquier otra prueba anterior y llegó después de un descanso de casi dos meses en las pruebas.
 
La tensión entre Washington y Pyongyang se ha incrementado considerablemente en los últimos meses por las pruebas nucleares y de misiles balísticos realizadas por el régimen que lidera Kim Jong-un.
 
"Las persistentes maniobras de Estados Unidos contra la RPDC en los ámbitos político, económico, militar, diplomático y de otro tipo hasta finales de este año no han podido detener el avance de la RPDC", aseveró el informe.
 
El Consejo de Seguridad de la ONU respondió adoptando un nuevo conjunto de sanciones severas redactadas por Estados Unidos diseñadas para estrangular aún más el suministro de energía de Corea del Norte y endurecer las restricciones al contrabando y el uso de trabajadores norcoreanos en el exterior.
 
Corea del Norte calificó esas sanciones como "un acto de guerra" y afirmó que Estados Unidos y otras naciones que respaldaron las medidas pagarán un precio muy alto. Rusia incluso se ofreció para actuar como mediador entre Washington y Pyongyang.
UCSLP - INTERNACIONALES

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2018 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.