La noticia antes que nadie

Consejos de Feng Shui para atraer lo bueno para el 2018

¡Bienvenido a casa, 2018!

Agencia | 29/12/2017 | 15:50

El primer consejo para cerrar el año y abrir un 2018 mejor es que recorras la casa y analices la energía que hay en el trayecto… ¿Hay muebles que bloquean el paso? ¿Hay un exceso de libros en bibliotecas? ¿Objetos que te producen rechazo? ¿Relojes parados?

Todos los objetos irradian energía que impregna nuestra casa, es por eso que el Feng Shui estudia los espacios donde se acumulan muebles y objetos o donde hay desorden o suciedad, que son los causantes de que la energía se bloquee. Sabemos que así como está la energía de la casa, estarán tus motivaciones o deseos de crecer en el nuevo año que comienza.

Orden externo, orden interno

Para arrancar con energía plena, el consejo sería que abras los placares, alacenas y cajones, regales lo que ya no se usa y tires lo que ya no sirve (como por ejemplo, en las alacenas los productos vencidos) y te dispongas a que nuevas energías ingresen a la casa y a tu vida.

Los apegos producen un peso imaginario que se representa en la casa con la acumulación y el desorden, es por eso que armonizar los espacios produce una sensación de bienestar que todos hemos experimentado alguna vez.

¡Bienvenido a casa, 2018!

Al entrar a una casa percibimos de manera inconsciente la energía del lugar, proyectada por el espacio que nos recibe.

Le damos mucha importancia al recibidor, es el lugar de bienvenida luego de una larga jornada fuera del hogar. La sensación que debe surgir al abrir la puerta de entrada se puede representar con la frase: “hogar dulce hogar”, pero si al llegar te encuentras con un espacio oscuro, con objetos muy antiguos, desorden o un vacío frío, la sensación será de decaimiento y tal vez de rechazo a regresar.

En cambio, un espacio luminoso, cálido, con una planta, cuadros con colores alegres o primaverales, aromas cítricos, serán de inmediato un estimulo positivo.

Una recomendación para este espacio que genera la primera impresión es no dejar facturas impagas como recordatorio sobre la mesa de ingreso, ya que esto emitirá un mensaje de deuda ni bien se entra.

Si hay espacio para colocar una lámpara de sal, sería fantástico, activará día y noche el Chi (energía) del lugar direccionando la energía.

Imágenes en positivo

Los retratos familiares, fotos decorativas e imágenes en los cuadros revelan mucho de tu mapa energético vital. Cuando elegís una imagen para decorar estás mostrando tus creencias más profundas y decidiendo las emociones que nutrirán cotidianamente tu entorno.

Por eso el Feng Shui pone especial atención en esto. Como reglas generales:

• Todas las imágenes elegidas deben transmitir alegría o crecimiento.

• Evita imágenes con mutilaciones o deformaciones.

• No incluyas fotos de personas con las que estés distanciado o te provoquen algún tipo de incomodidad.

• En los cuadros, se desaconsejan figuras que denoten sacrificio o sufrimiento.

• En el área del amor (noroeste del living) coloca fotos de la pareja.

• Si estás soltera no coloques fotos de ti misma. Activa el área con dos "patos mandarines" o con un cuadro que sientas que representa lo que para ti es el amor.

• En el dormitorio matrimonial no colocar fotos de los hijos.

Para verse mejor, espejos bien colocados

Así como las distribuciones espaciales pueden desequilibrar el Chi (energía) tanto ambiental como personal, hay combinaciones decorativas con Feng Shui que pueden activar la energía positiva.

Para que los espejos jueguen a favor de la armonía podemos seguir las siguientes pautas:

• Retira de tu casa los espejos esfumados o grisáceos que deformen tu imagen. Comenzar el año con una imagen positiva de vos misma, es un principio básico de crecimiento.

• Si tienes un espejo enfrentado a un baño, sácalo y colocalo donde no refleje la puerta del mismo.

• Los espejos antiguos: no se sabe de qué fueron testigos (¿enfermedades o sufrimientos?), no son aconsejables.

• Los espejos reflejando la mesa de comedor representan la abundancia.

El Feng Shui ayuda a plasmar una nueva reprogramación usando los elementos materiales de nuestra casa sobre el principio de correspondencia: “Así como es adentro, es afuera”. Sólo necesitamos trabajar nuestra mente, reemplazar y mover objetos de la casa cuya energía sea negativa.

Una buena técnica para generar nuevos patrones es tener a la vista un vinilo decorativo o un pizarrón con escritos positivos en relación al conflicto que se tenga.

Por ejemplo, si una persona no se siente valorada en el trabajo, sería muy bueno colocar en el sector Norte del living un vinilo, cuadro o portarretrato con una frase que haga referencia a la valoración, por ejemplo: “Soy valorada y reconocida”.

Si hay temas con las parejas, entonces se deberá activar el Noroeste del living, colocar un vinilo decorativo con una frase: “Consolido una pareja feliz”.

Y si el problema fuera el dinero, falta de ahorro o mucho sacrificio, se puede intervenir el Noreste del living, colocando la frase: “El dinero llega a mí sin esfuerzo” sumando una planta de hojas redondas y carnosas, para ayudar al crecimiento económico.

Este año 2018 con la ayuda del Feng Shui podemos cambiar viejos patrones limitantes por energías de prosperidad y crecimiento personal. Todo comienza con un primer paso y es el de la decisión de tener una vida feliz y completa.

El cambio también por escrito

Todos venimos a este mundo con patrones de aprendizaje que son reforzados en el ámbito familiar. Según la física cuántica, esos patrones no hacen más que atraer las creencias más profundas, co-creando nuestra realidad cotidiana.

Para modificarlos hay que estar atentos a lo que pensamos y lo que decimos en búsqueda de la reprogramación mental que nos permita gestar una nueva información que, a su vez, genere situaciones diferentes.

 

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2018 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.