La noticia antes que nadie

Dióxido de carbono podría transformarse en energía renovable

Es necesario optimizar la producción de electricidad a partir de fuentes renovables y desarrollar sistemas que permitan almacenar la energía sobrante durante los picos de producción.

Agencia | 27/10/2017 | 11:38

La investigadora de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Ana Sofía Varela Gasque trabaja en un proyecto para convertir el dióxido de carbono en compuestos de ese elemento que podrían utilizarse en la industria química.

La especialista del Departamento de Fisicoquímica del Instituto de Química se enfoca en el desarrollo de una nueva clase de materiales que podrán ser utilizados como catalizadores para la reacción de reducción-oxidación de dióxido de carbono.

Su trabajo pretende hacer aportaciones para satisfacer la demanda energética que tienen los países a través de energías renovables como solar y eólica.

Para ello, será necesario que la potencia instalada supere las necesidades energéticas, lo que llevará a tener periodos en los que se genere electricidad en exceso y obligará a desarrollar tecnologías que almacenen y aprovechen este sobrante de energía.

En un comunicado, Varela Gasque explicó que una de las opciones más atractivas para aprovechar ese sobrante es la reducción de dióxido de carbono, que permite utilizar energía eléctrica proveniente de fuentes renovables y transformar ese gas en compuestos de carbono.

La viabilidad tecnológica de la reducción de ese compuesto depende del desarrollo de catalizadores estables que permitan reducirlo hacia un producto en específico.

“Investigo con materiales de carbono dopados con nitrógeno y metales de transición porque son una alternativa versátil y de bajo costo a los catalizadores metálicos que normalmente se utilizan para estos procesos”, indicó.

La química con especialidad en tecnologías y combustibles señaló que uno de los retos más importantes al que se enfrentan los científicos e investigadores en la actualidad es garantizar el suministro energético de futuras generaciones de una manera sustentable y limpia.

En este contexto, el uso de energías renovables como la solar y la eólica resultan una opción atractiva a los combustibles fósiles, que son un recurso limitado.

Sin embargo, la generación de energía eléctrica por medio de energías renovables no es constante, ya que depende de las condiciones climáticas, por esta razón, las horas de producción de electricidad no necesariamente coinciden con las de demanda.

En ese sentido, indicó que es necesario optimizar la producción de electricidad a partir de fuentes renovables y desarrollar sistemas que permitan almacenar la energía sobrante durante los picos de producción.

La investigación “Materiales a base de carbón dopados con nitrógeno y metales de transición y su aplicación como electrocatalizadores en la reacción de reducción de dióxido de carbono” busca ser parte de esas alternativas tecnológicas que almacenen y aprovechen los sobrantes de energía.

El conocimiento adquirido de este estudio contribuirá a diseñar catalizadores más eficientes que permitan desarrollar electrocatalizadores de bajo costo.

La investigadora abundó que con este proyecto se iniciará una línea de investigación que puede evolucionar hacia el diseño de nuevos electrocatalizadores utilizando otros precursores de carbono y nitrógeno e incorporando diferentes metales y heteroátomos como azufre y fósforo.

 

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2017 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.