La noticia antes que nadie

La profesión más ingrata

Causas y Efectos

Jorge Armendáriz Gallardo | 12/10/2017 | 13:24

HAY DIFERENTES PROFESIONES que requieren una vocación y una pasión muy determinante por lo mal pagadas e ingratas que resultan, de acuerdo a cifras del Inegi y a un estudio del Imco en 2017, entre las 10 profesiones peor pagadas se encuentran: Formación docente para educación básica; Terapia y Rehabilitación; Tecnología y Protección del medioambiente; Música y Artes Escénicas; Diseño; Leguas extranjeras; Bellas Artes y Orientación y Asesoría Educativa; pero una que llega al límite de lo ingrato es, sin duda, el Periodismo.

EL PERIODISMO EN MÉXICO NO solo esquiva las agresiones de balas, sino también las que vienen del control de los poderes fácticos y el amago de la publicidad institucional.

LA NOBLE Y PESADA LABOR DE encontrar la información (cada vez más complicada), y hacerla pública para todos, no paga el esfuerzo que demanda, ni el riesgo que este implica a las amenazas para las mujeres y hombres que todos los días se dedican a esta labor.

EL PERIODISMO, PROFESIÓN QUE se mueve con la pasión pues los sueldos son muy bajos, el trabajo es muy escaso y el riesgo es muy alto.

SEGÚN LA ORGANIZACIÓN Articulo 19, hasta el mes de octubre de 2017 ya habían sido asesinados 11 periodistas durante el año en México, el último tristemente en San Luis Potosí, donde no se había presentado este delito contra el gremio. El reportero Daniel Esqueda Castro (QEPD) quien fue secuestrado y asesinado, reportero gráfico que perdió la vida el pasado 6 de octubre.

HASTA MEDIADOS DE ESTE AÑO la cifra de periodistas asesinados era de 105 desde el año 2000, 48 de ellos en el sexenio de Calderón y 32 en el de Peña Nieto.

MÉXICO ES EL PAÍS EN DONDE más mueren periodistas en todo el mundo, seguido de Siria, Filipinas, Irak y Paquistán.

ESTO SIGNIFICA UN DURO GOLPE A la libertad de expresión.

LA ACTIVIDAD DE RECOLECTAR Y procesar la información y generar una postura u opinión en nuestro país se convierte también en la afectación de múltiples interés en todos los ámbitos.

SON LOS PERIODISTAS LOS QUE han develado los más obscuros capítulos de los gobernantes, organizaciones y personas, una de las causas por las cuales muchos de ellos se encuentran hoy en la cárcel o prófugos de la justicia.

DURANTE AÑOS EL PERIODISMO ha tenido una dura batalla entre el poder que busca silenciar hasta las últimas consecuencias sus desmedidos abusos, y el arrojo valiente que busca que la verdad sea entregada a los lectores a cualquier precio.

INCLUSO LOS PERIODISTAS también deben librar las batallas de la censura de sus propios medios, que los limitan ante la sumisión a los gobiernos y a los Intereses económicos.

LA TENDENCIA CONSTRUYE DESDE hace unos años que estos valientes héroes de la información sean los dueños de sus propios medios de comunicación para solventar los sueldos tan bajos, pero esto también devalúa la oferta por la gran cantidad de opciones que demandan la atención de los usuarios en las redes sociales y el internet.

SIN EMBARGO LOS MÁS VALIENTES y los más objetivos siempre tendrán la atención de la gente, sea pequeño o grande su medio de comunicación.

HOY EL PERIODISMO ES Y seguirá siendo una profesión muy ingrata, yo te pido a ti, que lees esto, que valores el esfuerzo que hay detrás de cada nota periodística, de cada investigación seria que llega a nuestras manos y que se trasforma en valiosa herramienta de decisión.

TE PIDO QUE VALORES EL TRABAJO de quien la “trabajó”, que tuvo la preparación de construirla y el gran riesgo hoy que tienen todos los periodistas en México, que aún así con el corazón y la pasión llevan a cabo esta heroica actividad para todos nosotros.

VALOREMOS HOY Y SIEMPRE EL trabajo de los periodistas y cuidemos de su integridad en toda la palabra.

Correo: Jorgeearmendariz@gmail.com

Twitter: @Potosinos_slp

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2017 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.