La noticia antes que nadie

Dónde se esconden las bacterias en casa

Un estudio de la Universidad de Barcelona revela que los "trapos" acumulan hasta seis veces más bacterias que la tapa del inodoro.

Plano Informativo | 31/05/2016 | 13:58
Casi el 20% de las infecciones alimentarias se contraen en el hogar
 
Las personas no somos lo suficientemente eficientes a la hora de desinfectar la casa. Así lo indica el «Estudio Sanytol sobre los gérmenes en el hogar» realizado en colaboración con la Universidad de Barcelona (UB) que revela que el 55% de las personas cree que usando cualquier limpiador consigue eliminar los gérmenes de su hogar. Además, el trabajo descubre algunas cifras interesantes sobre los hábitos de los españoles a la hora de evitar las contaminaciones cruzadas en su hogar.
 
Desinfección insuficiente
 
La Dra. Maite Muniesa, del Departamento de Microbiología de la Facultad de Biología de la UB, apunta que «limpiar no significa necesariamente eliminar microorganismos. Por ejemplo, muchos limpiadores eliminan la suciedad pero no los gérmenes». Según esta experta, la desinfección se consigue sólo «con el uso de soluciones limpiadoras que eliminen, inactiven o degraden también los microorganismos». Algo que pasamos por alto la mayoría, ya que según la encuesta realizada la lejía no suele usarse en determinadas superficies que también son probables focos de contagio como los suelos de madera, de hecho el 51% de los encuestados revela que no usa nunca lejía en esta superficie o en los artículos del bebé (juguetes, bañera, cambiadores) que no se desinfectan con cloro en el 40% de los casos. El interior de la nevera también es uno de los rincones en los que somos reticentes a usar desinfectantes. De hecho, el estudio destaca que el 20,5% de las personas sólo la emplean para desinfectar el inodoro.
 
Los puntos críticos
 
Del estudio también se desprende que, sin duda, los grandes olvidados en la desinfección del hogar son los estropajos y trapos de cocina que «pueden acumular más carga microbiana que el inodoro. Hay hasta seis veces más bacterias en las telas que usamos para limpiar la cocina que en la tapa del WC», apunta Muniesa. «Bacterias como la Salmonella, el Campylobacter o la Escherichia coli, que son los patógenos intestinales más comunes, pueden permanecer hasta dos semanas en una esponja húmeda» añade esta experta.
 
En la cocina, se encuentran otros tres puntos críticos que suelen ser pasados por alto en los hogares españoles: el fregadero, las tablas de cortar alimentos y el interior de la nevera. Cerca del 20% de los encuestados no ha desinfectado nunca el interior de la nevera. Lo más habitual es desinfectarla una o dos veces al año (40,2%) aunque la Dra. Muniesa recuerda que «las neveras están muy contaminadas debido a las bacterias que provienen de los alimentos crudos, algunas de ellas pueden sobrevivir a la baja temperatura» su recomendación es una limpieza mínima de una vez por semana. Por otro lado sólo el 27,4% de encuestados desinfectan correctamente el fregadero; más de la mitad (53,5%) lo enjuaga con agua y jabón; un 38,6% con limpiadores o desengrasante.
 
Las tablas de cortar alimentos son el otro gran foco de contaminación cruzada. Se recomienda no manipular nunca sobre la misma superficie alimentos crudos como carnes o pescados con alimentos que se consumen sin cocinar como ensaladas o frutas, pero el estudio indica que el 80% de los españoles usan la misma tabla de cortar para todos los alimentos.
 
Se demuestra también que no solemos desinfectar los picaportes o las manijas de puertas, cajones o electrodomésticos. De hecho, el 38,6% de los participantes en el estudio confiesa que sólo los limpia y un 37,6% afirma que los desinfecta sólo cuando se acuerda. También son zonas de alto contacto son los aparatos tecnológicos que han invadido las casas en los últimos años: teléfonos, pantallas táctiles, mandos a distancia, teclados, videoconsolas. Cerca del 55% de los españoles sólo los limpian con un trapo húmedo, casi un 11% dice no limpiarlos nunca. 
 
Una pantalla de Smartphone puede contener unas 600 bacterias mientras que un inodoro limpio contiene unas 20» explica la experta
 
Zonas húmedas: foco de infección
 
Los microbios se diseminan a través de las manos, las salpicaduras y los aerosoles. En este sentido los cepillos de dientes son un foco importante: el 80% están contaminados con millones de organismos,además, según el estudio una de cada 10 personas no han desinfectado nunca el vaso de los cepillos dentales.
 
Zonas más contaminadas en el hogar:
 
1- Inodoro: se recomienda su desinfección exhaustiva cada día o cada dos días.
 
2- Estropajos y trapos de cocina: contienen todo tipo de bacterias, pueden acumular más carga microbiana que el inodoro.
 
3- Fregadero: alberga 100.000 veces más gérmenes que los lavamanos del baño.
 
4- Grifos, bañeras, gomas de la lavadora, neveras: La formación de un «biofilm» acumula un alto número de microorganismos patógenos, sin embargo la mayoría de españoles desinfectan mal estas zonas.
 
5- Los cepillos de dientes y sus vasos pueden albergar bacterias intestinales y virus.
 
6- Suelos: Las bacterias necesitan sólo 10 segundos para colonizar un alimento caído al suelo.
 
7- Tablas de cortar y cuchillos: Podemos encontrar hasta un millón de bacterias en una tabla de cortar alimentos.
 
8- Aparatos tecnológicos: Acumulan hasta 450 bacterias por tecla en un ordenador.
 
9- Muebles y picaportes: Son grandes contribuyentes a la transmisión de la gripe y de otros virus respiratorios.
 
10- Juguetes y accesorios infantiles: Hasta un 50% están contaminados con virus respiratorios y digestivos pero casi un 17% de la población no los desinfecta nunca.

Te puede interesar

Publicidad
Teléfono: (8)33-69-19
© 2018 Todos los Derechos Reservados de Grupo Plano Informativo.
Prohibida la reproducción total o parcial, incluyendo cualquier medio electrónico o magnético.